martes, 14 de enero de 2014

ESTILO FRANCÉS


El estilo francés engloba variedad de subestilos que podemos clasificar, de forma simple, en barrocos ( Luis XIV y regencia ); rococó ( Luis XV ); y neoclásicos ( Luis XVI e imperio ).

 
HISTORIA
 
 EL REY SOL Y LA REGENCIA
 
 El estilo de Luis XIV, el " rey Sol ", se caracteriza por sus líneas barrocas, recias y robustas, y por la profusión de detalles:  motivos decorativos , dorados, colores....No en vano, fue el rey que construyó Versalles y proporcionó empleo a multitud de artesanos y fabricantes de muebles. Las tallas, los brazos curvados y las tapicerías con terciopelo, brocados o damasco , lo caracterizan. Con la llegada de Felipe de Orleans se instaura la regencia , de importantes consecuencias para la historia del mueble: el estilo se suaviza y se simplifica y se empieza a perfilar lo que será el Luis XV.
   
Ver aquí
 
EL ROCOCÓ y LUIS XVI
 
Con Luis XV se instaura el rococó y la época de los " luises " alcanza su máxima expresión. Se distingue por la infinidad de asientos ,como los " a la reine ", con respaldo recto, o los " cabriolé " ,con respaldo y patas curvadas. También se dan piezas tan características como los asientos de rejilla y las " bergères ". Por su parte ,el Luis XVI nace como una reacción a los excesos del rococó y sus formas se vuelven más severas. Se reconoce por sus adornos florales (en forma de guirnaldas, volutas...), mientras que las cómodas y las camas adoseladas son las piezas más llamativas del periodo. 
 
Las butacas bergères son los asientos más típicos del estilo francés.
 
 
 EL ESTILO IMPERIO
 
El estilo imperio le debe su fortuna Napoleón Bonaparte y es una interpretación de los motivos decorativos clásicos: trofeos, coronas de laurel, victorias aladas, águilas....Rico y lujoso, se caracteriza por la sobriedad de su diseño, de líneas rectas y simétricas, y por sus aplicaciones en bronce y dorado. 
 
 
 Los muebles franceses se caracterizan, por norma general, por su exquisitez de acabados y sus formas, siempre delicadas. Además, es un estilo amante del dorado y los colores.
Si bien el francés es devoto de la caoba con acabado en goma laca, el olmo, el fresno, el arce, el nogal, el haya y el limoncillo también son maderas muy usadas por sus ebanistas.
Los acabados como las incrustaciones en porcelana de Sévres, las maderas colores pastel, el "decapé", los dorados y los bronces son rasgos definitivos del estilo francés. También es común del estilo francés las tallas y los motivos decorativos, y cada estilo aprecia unos más que otros: guirnaldas, conchas, flores, cintas, y todos los motivos clásicos. 
 
 
COMO CONVINAR EL MOBILIARIO DE ESTILO FRANCËS
  
BUTACA Y ESCABEL
 
Este tipo de asientos tan característicos de los " luises " son piezas muy singulares.
Resultan muy decorativas en el salón o el dormitorio, y casan con casi todos los estilos.


 
 
CONSOLAS
Perfectas para adornar recibidores, pasillos y zonas de paso. Quedan perfectas en decoraciones clásicas.
 
 
CÓMODAS
Las cómodas de estilo imperio son muebles muy característicos de la época napoleónica. De generosas dimensiones y muy prácticas, son ideales para decorar zonas de paso o dormitorios contemporáneos.
 

 LAS CLAVES PARA MEZCLAR BIÉN
 
Las piezas francesas suelen tener una fuerte presencia decorativa, por lo que es mejor escoger pocas y colocarlas estratégicamente.
Los muebles rococós decapados, con dorados o tapicerías adamascadas, son piezas ideales para crear contrastes con piezas de diseño o de estilo victoriano.
Los muebles franceses suelen ser ligeros y elegantes. Sin embargo, y gracias a su fuerte presencia, requieren espacios amplios y diáfanos para lucir mejor.
Los cabeceros, las mesillas de noche, los asientos y las cómodas francesas, incluso los burós o secreteres, son ideales para aportar clasicismo a dormitorios urbanos.
 


 
 PIEZAS FRANCESAS PARA EL SALÓN
 
Bergères
 Estas estilizadas butacas son un acierto tanto en salones clásicos como contemporáneos, donde aportarán y una de sofisticación.
 
 
 Chaise Longue 
Son piezas alargadas y muy singulares, con respaldo sólo en uno de sus costados. Son ideales para crear atractivos rincones de relax junto a ventanas o librerías
 
 
Canapé
 Son asientos de dos o tres plazas que, al igual que las bergères, se distinguen de los sofás por su estructura de madera vista. Son, además, de formas gráciles y estilizadas.

 
Tete -a - Tete
 Es un asiento de dos plazas, tipo canapé, que puede tener una mesilla que las separa o bien los respaldos enfrentados para que las personas queden de frente.
 
 
CORTINAS Y TAPICERÍAS 
Las telas que tradicionalmente  se combinan con muebles de estilo francés son damascos, terciopelos, y brocados. Sin embargo, y para actualizar el mobiliario, se puede optar por otomanes, linos o lonetas de algodón. Para las ventanas, opta por visillos de hilo o voile y caídas de sedas naturales.
  
 
 LOS MEJORES SUELOS 
 Parquet
El suelo más combinable con el estilo francés es el parquet con motivos ornamentales en espiga, con cenefas......
 
 
Alfombras
 El petit point y las alfombras de tonos suaves y desvaídos, son el fondo ideal para integrar muebles franceses.
 
 
Piedra natural
 
El mármol pulido en tonos medios hará resaltar aún más la belleza de las piezas de estilo francés.
 
ACERTAR CON EL COLOR
 
CRUDOS. La paleta que va del blanco roto al crema es perfecta para albergar mobiliario de estilo francés en combinación con piezas inglesas o muebles de estilo contemporáneo.
 

 
GRISES. El gris perla y toda la gama de tonos piedra más fríos, es decir, los que tienden a azul y verde, conforman el marco ideal para mezclar piezas francesas con detalles de almonedas, victorianos e incluso coloniales.
 
MALVAS. los tonos lánguidos y románticos como el lavanda o el malva son perfectos para la combinación de estilo francés con muebles claros como los gustavianos.
 

 
 COMO INTEGRAR LOS DIFERENTES ESTILOS
 
LUIS XIV. Se distingue por sus piezas ricas, macizas y recargadas. Se tallan figuras como delfines, cariátides, ángeles, y la flor de lis es omnipresente. Al tratarse de muebles con profusión de adorno, lo mejor es elegir una única pieza e integrarla en ambientes amplios, desahogados y contemporáneos.

 
ROCOCÓ. Es el estilo que corre paralelo al reinado de Luis XV .Utiliza maderas de calidad como nogal o caoba, además de lacados y dorados.
Se caracteriza por sus butacas y sus cómodas con el frente abombado, son muebles con mucho peso decorativo. que actúan casi como piezas de arte.

 
 
 LUIS XVI. Sus formas se vuelven más austeras y sus maderas características son la caoba, haya, nogal y castaño. Son muebles más ligeros y claros, por lo que son más fáciles de encajar en viviendas actuales . Darán un toque clásico a cualquier ambiente.
 
 
 
IMPERIO. Se caracteriza por la severidad de su diseño, con superficies lisas y planas, y ángulos vivos. La decoración se basa en las aplicaciones de bronce y dorado que destacan sobre la superficie de la caoba. Se trata de muebles estilizados, aunque aportan siempre un toque sofisticado y lujoso,. Sólo recomendables en espacios luminosos, donde predominen los muebles ligeros y telas claras.
 

 
 
Fotografías: Pinterest
Texto: EL MUEBLE

No hay comentarios:

Publicar un comentario